descubriendo el aeroyoga

img_4348.jpgTuve la suerte esta tarde de finalmente poder participar en una clase de aeroyoga y fue una excelente manera de cerrar este domingo! Quería hacerlo hace muchos tiempo, en las últimas ediciones de la Conferencia de Yoga de Barcelona había probado pero siempre estaba llena la sala cuando había querido participar ¡Esta vez, finalmente tuve la suerte de encontrar una hamaca libre!

La clase la guió Karlos Otamendi, me explicó que ya son siete años que practica y comparte el aeroyoga. Mencionó que entre los muchos beneficios puede destacar:

  • oxigenar el cerebro con sangre fresca
  • descompresión de los discos intervertebrales
  • renovación de la piel de la cara y ojos “lifting natural” para prevenir arrugas
  • descompresión de los órganos an invertirla la presión en la que habitualmente están en el cuerpo
  • estimulación de la glándula pituitaria & pineal así como las otras glándulas en el cuello
  • relajar presión sanguínea de las piernas (evitar varices)
  • entre muchos más…

Además me explicó que las posturas invertidas se practican de forma relajada y no en tensión como lo hacemos en una clase de yoga habitual así que logramos muchísima más relajación resultando en alivio y descompresión profundas.

IMG_4407

Algo que dijo y que me llamó mucho la atención es que “cuando estamos en el vientre materno, nos giramos e invertimos continuamente pero que cuando nacemos perdemos el hábito de hacerlo y que quizás esto haga que nos volvamos un poco más rígidos y desacostrumbrados a ver la vida desde otra perspectiva.” 

Al final de la práctica realizamos una relajación en el aire con los pies en alto sostenidos por los estribos de la hamaca en la cual me sentí volando en quietud sostenida por una nube o un suave nido y para cerrar una meditación en la cual Karlos enfatizó la importancia de explorar nuestra relación con la tierra, aquí y ahora en lugar de siempre pretender ir en búsqueda de algo en las alturas o el más alla.

IMG_4390
relajación final

Muchas cosas me gustaron de esta práctica: si ya de por sí el yoga me parece muy divertido y muchas veces siento como mi niña interior se despierta y entretiene con la práctica, muchísimo más divertido me resultó en un columpio y patas arriba :), me encantó la combinación de las posturas en el aire y en la tierra con el uso de las hamacas, creo que es una práctica que da vuelo a mucha creatividad con una infinidad de posibilidades para explorar, muy recomendada la experiencia!

Puedes buscar más actividades y talleres de Karlos en facebook e instagram como: Karlos Akro. 

Advertisements

One Comment

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s